A la luna de marzo.


Preciosa luna de plenitud oronda, en el cielo presagias la aurora de la sangre del Cordero que por ti se derrama. Ven pronto, primigenia primaveral, que el hombre de esperanza tiene hambre. Ven pronto lucero verdadero que mi alma necesita tu calma y mi pecado con tu fe se lava.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Diablo y discípulo llegaron a...

De esta forma llegaron a Valencia, enseña del Mediterráneo, madre adoptiva de Rodrigo Díaz de Vivar, rosa perfumada de Levante y orgull...

– Contra hidalguía en verso -dijo el Diablillo- no hay olvido ni cancillería que baste, ni hay más que desear en el mundo que ser hidalgo en consonantes. (Luis Vélez de Guevara – 1641)

La Corona de Uganda

La Corona de Uganda

Seguidores

Páginas vistas en total

Mi lista de blogs