Sueños

Dime en qué sueño me ensueña tu sueño, pues soy sueño fugaz de alma enamorada, que reposa en tu pecho, ansiando la eternidad de tu palabra. MN

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los límites de la cordura - G.K. Chesterton (6) 2. Un malentendido acerca del método.

Los límites de la cordura - G.K. Chesterton (6) II ALGUNOS ASPECTOS DE LA GRAN EMPRESA             2. Un malentendido...

– Contra hidalguía en verso -dijo el Diablillo- no hay olvido ni cancillería que baste, ni hay más que desear en el mundo que ser hidalgo en consonantes. (Luis Vélez de Guevara – 1641)

La Corona de Uganda

La Corona de Uganda

Seguidores

Páginas vistas en total

Mi lista de blogs